lunes, 3 de octubre de 2011

caminatas la mesa

CAMINANDO POR LA MESA
La Mesa  capital de la provincia del Tequendama nos sorprende con su geografía montañosa que comparte con sus vecinos de Cachipa y  Quipile. Basta con alejarse de su plaza principal y ya se encuentra  inmerso en la vegetación que alguna vez  fue el aliciente de  los viajes del sabio José Celestino Mutis, en su famosa expedición Botánica. Hacia el occidente bajando por el resbalón   a treinta minutos  Se encuentra San  JAVIER, inspección que en la década de los sesenta tuvo su máximo apogeo turístico, y agrícola por la presencia  del tren. Aún quedan allí vestigios como la vieja estación y la tornamesa  que se inventaron para el cambio de ruta de su locomotora .A pocos metros el   famoso rio Apulo que raudo viaja a juntarse con el rio  Bogotá y  desde allí  nos internamos por las veredas de la Margarita,  y una fuerte subida por  el Caney, vereda en donde se  establecido una Empresa comunitaria que lleva su nombre, en los terrenos que traspaso el Incolder  y financió Finagro a treinta y siete campesinos que se organizaron para desarrollar un proyecto panelero que aporta ochenta cargas al mes al municipio. Cuentan con un trapiche comunitario al que le pagan  por sus servicios, cinco mil pesos por maquila. El precio de venta del producto  es oscilante, cuatro cajas con sesenta panelas cuestan cincuenta mil pesos .Hay una  vía semicarreteable que les permite transportar la panela y sus cosechas de mango, mandarina y  limón Tahití, pero en condiciones muy lamentables especialmente hacia el volcán y  alto  de macaregua, desde allí se inician los Totumos y  la Palmera para ingresar al municipio de Cachipay  por  la  inspección de Peña Negra. Recorrido con buen tiempo, temperatura de 22 grados y tres agradables horas de caminata e  innumerables posibilidades de reiniciar otras  para  destinos cercanos y no menos agradables que éste. 
















      

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada